Vista desde el parque de la piscina municipal de Monesterio, que está semivacía, el pasado viernes / Isabel Ambrona

Monesterio no abrirá este año su piscina municipal

Así se decidió ayer en un pleno de la Mancomunidad que perseguía el consenso de no apertura en todos los municipios y que finalmente no se produjo

Isabel Ambrona
ISABEL AMBRONA

Monesterio es uno de los siete pueblos de la Mancomunidad de Tentudía que este verano no abrirá su piscina municipal. Así se decidió en la tarde de este lunes en un pleno de la institución comarcal.

Dos pueblos, Bienvenida y Montemolín, aún están sopesando la idea de abrir sus instalaciones este año. «Tiende más a que finalmente sí las abran porque argumentan que el agua que usarían procede de pozos de sondeo y no de la red general», ha explicado esta misma mañana públicamente la presidenta de la Mancomunidad y alcaldesa de Calera de León, Mercedes Díaz. «El resto de ayuntamientos, a pesar de que consideramos que es un servicio esencial en la zona, hemos tomado la decisión de no abrir por responsabilidad y por tratar de alargar el agua disponible lo máximo posible y evitar así el derroche».

El objetivo del encuentro de ayer entre todos los alcaldes y alcaldesas de la zona era llegar a un consenso de no apertura, que finalmente no se produjo, pero sí fue apoyado por la mayoría. Así, este verano no abrirán las piscinas de Fuente de Cantos, Monesterio, Calera de León, Segura de León, Fuentes de León, Bodonal de la Sierra y Cabeza la Vaca.

El plan de emergencia por sequía de la Mancomunidad prohíbe el llenado total o parcial de piscinas municipales o privadas de la red general de agua, pero no de pozos. Este incumplimiento puede llevar consigo una multa que oscila entre 1.500 euros y 30.000 euros. También especifica que cuando el nivel de la presa alcance los 0,7 hectómetros cúbicos se producirán cortes de agua en los domicilios de los cascos urbanos. En el extrarradio de los pueblos tan sólo se dispone a día de hoy de 3 horas de agua procedente de la red general al día y, concretamente en Monesterio, están enganchados al anillo perimetral, para asegurar el suministro a ganaderías e industrias.

Con agua hasta finales de agosto

«El agua que tenemos embalsada está aguantando pero alguna se ha evaporado por las altas temperaturas», ha alertado Díaz. Por eso, la presidenta es realista y establece que con ese agua es con el que verdaderamente hay que contar, a pesar de que se ha incorporado un nuevo pozo a la red, y existe la posibilidad de añadir otros tres más. Según el último parte semanal de embalses de la Confederación Hidrográfica del Guadiana, la presa de Tentudía está al 20,4 por ciento de su capacidad, con 1 hectómetro cúbico.

«Las previsiones son que tendríamos agua hasta finales de agosto. A partir de ahí habría que pensar cómo van respondiendo esos pozos y tomar medidas en la población y rezar para que la temporada de lluvias venga cargada de agua», expresa Mercedes.

Díaz también ha hablado sobre las obras de interconexión de la presa de Tentudía con Los Molinos, cuya declaración de urgencia fue aprobada por el Gobierno a mediados del pasado mes de marzo. «Esperamos que se lleve a cabo lo antes posible para poder tener otra alternativa , pero va todo muy lento. Por eso, ahora nuestro trabajo se centra en poner los recursos de la Mancomunidad a disposición de la población para que no se quede sin agua», ha apostillado.